Imprimir
Categoría: TEXTOS DE OBRAS

Obra para dos actores

 

Los derechos están reservados

 

 

EL PEOR DÍA DE FREUD

 

Autor: Andrés Caro Berta

www.andrescaroberta.com

 

Obra registrada en Agadu

Para solicitar autorización:

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. 

 

 

 

(Consultorio de Freud en Viena)

 

Escena I

 

Freud- (En la puerta, despidiendo a un paciente) Buenas tardes, sí, si, cierre la puerta de calle… (Silencio, mirando) Mañana le espero, a la misma hora… (Reflexionando) si se puede… Adiós… (Cierra despacio la puerta. Lentamente se va separando de la misma y avanza hacia el diván, al que ordena un poco) Mañana, mañana… ¿Llegaremos? (Camina hasta el escritorio y se va a sentar cuando siente gente gritando en la calle. Hay una marcha nazi lejana. Se acerca a la ventana. Queda mirando para afuera) La horda. Las fuerzas destructivas del animal Hombre triunfando contra el Eros… (Prende un cigarro, recostado sobre el marco. Observa el piso, como puede llega al escritorio. Se sienta y queda pensando) Hoy es un día aciago… Era de prever… ¡Las tropas nazis entrando a Viena!  ¡A Viena! Y ese ridículo al frente… Vitoreado… Y defendido por algunos colegas… Pero no se van a atrever conmigo…  Podrán quemar mis libros pero… (Llama por teléfono) ¿Hola? Soy yo, soy yo… ¿Dime, las tropas nazis han llegado… ¿Sabías? Sí, claro… Y la gente festeja en la calle… ¿Te das cuenta? Los soldados les veo por todos lados… Una pregunta importante… Dime… (Busca las palabras. Se le nota ansioso) ¿Qué ha pasado con los psicoanalistas judíos? ¿Sabes algo? Esto es un caos... Mmmm… ¿Cuántos no se han ido? Ajá… Bien… Tú sabes… La Sociedad Psicoanalítica debe… resistir… ¿Cómo? ¿También los teléfonos? ¿Los han intervenido?  ¿Estás seguro? Bien, me callo, me callo… Quería saber… Buenas tardes, mi amigo, buenas tardes… (Mira sus papeles) Es imposible escribir en este clima, pero lo debo hacer… Debo terminar este trabajo… Debo… Ay, mi boca… (Busca en el escritorio) "La escisión"… "La escisión del Yo…" ¿Dónde lo dejé? Aquí… (Recoge los papeles)… ¿Dónde quedé? (Explota una bomba) No puedo, no puedo… (Se fastidia)  ¡En este clima no puedo…! Pero debo continuar… Hasta cuándo aguantará el corazón… Me queda mucho por escribir, mucho… ¿Dónde dejé? (Relee lo escrito) Mmm… Aquí… Ah, sí, "el niño que se masturbab

Si desea leer todo el artículo debe loguearse haciendo click AQUÍ.

 

 

Pablo Faragó. Música